Lecciones de Vida para Crecer en la Fe, 28° Domingo del Tiempo Ordinario, 14 de Octubre 2018, Ciclo B

publicado a la‎(s)‎ 15 oct 2018 16:15 por Diseño Web Santa Ana Centro Chía   [ actualizado el 15 oct 2018 16:40 ]

La cacería del mono: [Por estar aferrados a las cosas] 

   Algunos indígenas tienen una forma original de atrapar monos. Parten un coco por la mitad, vacían ambas mitades, y en una de ellas hacen un agujero suficientemente grande como para que pase la mano de un mono. Entonces colocan una naranja en la otra mitad del coco y unen bien las dos mitades y las atan con cuerdas a un árbol. Tarde o temprano el ingenuo mono aparece entre las ramas, huele la deliciosa naranja y la descubre dentro del coco. 

   El mono mete su mano por el agujero, agarra con fuerza la naranja, y trata de hacerla pasar por el agujero. Imposible mientras tanto los cazadores se van acercando. ¿Qué consejo le darías al mono?: “Suelta la naranja para que tu mano pueda escapar por el agujero, y huye”. 

    Pero si el mono pudiera orar, le pediría a Dios: “Dios mío ayúdame. Pero no me pidas que suelte la naranja”. Jesús le dice al joven rico: ¡Despréndete de las riquezas y ganarás la vida eterna! - Y así rezaría el joven rico: “Dame la vida eterna Señor, pero no me pidas dejar mi riqueza”. Hay gente que no se atreve a darle la mano a Jesús, porque tiene miedo que luego les pida el brazo… y la vida entera. 

Pensando siempre, al contrario 

   Un discípulo preguntó a su instructor: – Maestro, quiero saber lo que más le sorprende de los seres humanos. Su maestro contestó: – Piensan siempre, al contrario.


Y sigue el maestro:

– Tienen prisa por crecer, y después suspiran por la infancia perdida. – Pierden la salud para tener dinero y después pierden el dinero para tener salud. – Piensan tan ansiosamente en el futuro que descuidan el presente, y así, no viven ni el presente ni el futuro. – Viven como si no fueran a morir nunca y mueren como si no hubiesen vivido.

 

El dinero no lo es todo:

 

   El dinero comprará una cama, pero no sueños. Libros, pero no el cerebro. Comida, pero no apetito. Adornos, pero no Belleza. Una casa, pero no un hogar. Medicinas, pero no salud. Lujos, pero no cultura. Diversión, pero no felicidad. Un crucifijo, pero no un salvador. 


   Lo que el dinero no puede comprar Dios lo da libremente sin cobrarlo. El dinero lo puede comprar todo. Lo único que no puede comprar es la salvación. La salvación es el regalo de Dios que se gana mirando las necesidades de los demás. Si decimos que Dios está en el cielo y miramos al cielo, Él nos recuerda que los hermanos están cerca y lo necesitan todo.

 

La Sabiduría de Sócrates:

   Cuando paseaba por el mercado de Atenas repleto de cosas, tiendas y lujosos artículos, Sócrates se sonrió y dijo: “Qué feliz soy, cuántas cosas que no necesito”.

Parábola del dinero: [El dinero es muy útil, pero puede convertirse en una trampa.

- Maestro, ¿Qué piensas del dinero? — preguntó el discípulo. - Mira a la ventana, — le dijo el maestro — ¿Qué ves? - Veo una mujer con un niño, una carroza tirada por dos caballos, y una persona que va al mercado. - Bien. Ahora mira al espejo. ¿Qué ves? - ¿Qué quiere que vea? Pues me veo a mí mismo, naturalmente. - Ahora piensa: la ventana está hecha de vidrio, lo mismo que el espejo. ¡Basta una pequeñísima capa de plata por detrás del vidrio para que el hombre sólo se vea a sí mismo y no pueda ver a los demás y olvidarse de ellos!

¿De quién es este celular? [¡Generosos, pero con lo de los demás!] 

   Un grupo de hombres en el baño de un club, cuando de repente, un teléfono celular que estaba sobre uno de los bancos de madera empezó a sonar.  Uno de los hombres atiende: - ¿Hola?- ¿Querido?- ¿Querida?- ¿Estás en el club?- Si- Yo estoy en frente, en el Shopping Center con un abrigo de bisonte  magnífico… hermoso!!! ¿Puedo comprarlo? - ¿Y cuánto cuesta? - 5.500 dólares nada más… - Bueno, está bien. …Si tanto te gusta…- ¡Ahhh! Acabo de pasar por una agencia de Mercedes y vi el último modelo. Es fantástico. 

   Hablé con el vendedor y me dijo que nos lo deja a precio de amigo… y como tenemos que cambiar el Mercedes que compramos el año pasado…- ¿Y cuánto es el precio de amigo? 

   - Mi amor son sólo 60.000 dólares…- Bueno, como tenemos el dinero para realizar ese gasto… OK lo quiero full, full. - Y escúchame… antes de cortar… otra cosita…- ¿Qué? - Hoy en la mañana pasé en frente de la compañía de venta de casas y noté que la casa que vimos el año pasado… está en venta. 

   ¿Recuerdas? Aquella con piscina, y jardín inmenso, completamente aislada, ¿en frente de esa playa magnífica? - ¿Y cuánto están pidiendo? - Solamente 450.000 dólares… increíble ¿no? -Bueno, como no tenemos todavía muchas casas…adelante. Pero paga como máximo, 420.000 dólares, ¿OK? - OK mi amor… Gracias… bye!!! ¡¡¡Te quiero!!! - Yo también… Después de cortar el hombre se dirige al grupo de amigos y grita - ¿De quién es este celular? 

Orgulloso de sus riquezas:

   Eran dos amigos, y uno le dice al otro: Gracias a Dios yo tengo muchas riquezas: Tengo plata en los cabellos. Oro en los dientes. Piedras en los riñones. Azúcar en la sangre. Plomo en los pies. Hierro en las articulaciones. ¡Nunca pensé que a los 60 se pudiera tener tanta riqueza! 

Un metro cuadrado de tierra.

   Un terrateniente llamó a uno de sus empleados pobres y le dijo: “Toda la tierra que pises mañana, desde que amanezca hasta que se oculte el sol, será tuya”. El hombre pobre empezó a correr, sin detenerse durante todo el día, para poder tener mucha tierra. 

   El sol ya se ocultaba cuando, de tanto correr para ganar más y más tierra, su corazón dejó de palpitar. Murió de un paro respiratorio. Al día siguiente, el hombre pobre, dueño de tanta tierra, fue sepultado en un metro cuadrado de tierra. !!! 

Dormir como un bebé: [Crisis económica]: 

   Dos amigos se encuentran por la calle. - ¿Cómo te va con el tema de la crisis financiera? - Sinceramente, ahora más que nunca duermo como un bebé. - ¿En serio?  Si...Me despierto cada 3 horas llorando, ¿Y tú? 

Las tres tazas: [Para misa con niños] 

   Se abre el telón y se ve una taza de plástico que cuesta 1 dólar; otra de porcelana que cuesta 3 dólares, y otra de hierro que cuesta 6 dólares. ¿Cómo se llama la Obra? – R/: - La más-cara de hierro 

Papá tacaño: [Para misa con niños] 


   Un profesor le preguntó a un niño en la escuela: 

   “Si tienes cinco dólares y le pides otros cinco dólares a tu papá, ¿cuántos dólares tienes en total? - El niño respondió: Pues "cinco dólares, profesor”.

 - El profesor movió la cabeza y dijo: ¿Es que no sabes sumar? - "Y El niño le contesta, más bien, usted no conoce a mi papá”. 

ĉ
Diseño Web Santa Ana Centro Chía,
15 oct 2018 16:15